Espacio de Sergio

Sitio de opiniones, noticias y música

El juicio por los crímenes de la CNU en Mar del Plata: Prisión perpetua para Demarchi, Durquet y Otero

Deja un comentario

Daniel Cecchini – http://www.diariocontexto.com.ar/2015/09/07/hacete-amigo-del-juez/

El tipo se mueve por el tribunal como Pancho por su casa. Si se le dijera a alguien no avisado que acaban de traerlo de la cárcel de Batán, donde tiene obligada residencia debido a que está imputado por crímenes de lesa humanidad, no lo creería. Porque no se comporta como un acusado, sino como un fiscal o, quizás, un juez. Ese comportamiento resultaría ridículo –incluso hasta provocaría risa– si no fuera porque los jueces que integran el Tribunal Oral Federal de Mar del Plata (Víctor Bianco, Elvio Osores Soler y Luis Imas) se lo permiten, lo avalan. Tratan al tipo como a un apreciado colega y no como lo que es: un acusado al que deben juzgar.

El tipo se llama Gustavo Demarchi y es uno de los once integrantes de la patota parapolicial de la Concentración Nacional Universitaria imputados por siete de los muchos más asesinatos que cometieron como parte del aparato terrorista del Estado durante 1974 y 1975 en esa ciudad.

Los otros acusados son Marcelo Arenaza, Juan Carlos y Juan Pedro Asaro, Luis Roberto Coronel, Mario Ernesto Durquet, José Luis Granel, Raúl Viglizzo, Roberto Alejandro Justel, Raúl Rogelio Moleón y el militar retirado Fernando Alberto Otero.

Demarchi fue fiscal federal en Mar del Plata durante muchos años, incluso en 1974 y 1975, cuando, además de integrar la patota de la CNU, se encargó de recibir las denuncias de los asesinatos que perpetraba el grupo para cajonerlas debidamente y que nunca se esclarecieran. Tan bien lo hizo, que esos crímenes recién llegaron a juicio cuarenta años después.

Ahora, apelando a su condición de abogado, pidió al Tribunal que le permitiera ejercer su propia defensa. Tiene derecho a hacerlo, pero no a tomarse las libertades que le otorga graciosamente el Tribunal, como la de interrogar de manera directa a los testigos en lugar de hacerlo a través de su codefensor. Tanto aprecio parecen tenerle los jueces a Demarchi que, para permitírselo, contradicen una resolución expresa de la Sala II de la Cámara de Casación Penal, que decidió que el tipo no pudiera interrogarlos para evitar que fueran revictimizados. “Es tremendo ver a la derecha pura y dura en acción. Y al presidente del tribunal consintiendo todo lo que Demarchi plantea y llamándolo ‘doctor’ todo el tiempo. Es una situación que asusta. Salí conmocionada”, le contó a este periodista una asistente a las audiencias que no forma parte de las querellas.

Pero el Tribunal no se contenta solamente con dejar que Demarchi se mueva a sus anchas. También tomó otras decisiones que llaman la atención. Una de ellas fue la de amenazar con expulsar de la sala a familiares de las víctimas que llevaban sobre sus espaldas pañuelos con los nombres de los muertos por la patota y la leyenda “Asesinado por la CNU”. Una medida que recuerda uno de los más tristes episodios del juicio a las juntas de comandantes.

Los tiempos tampoco son los deseables. El Tribunal se reúne una vez cada quince días. Si se tiene en cuenta que hay más de 150 testigos esperando declarar, el horizonte de la Justicia se ve demasiado lejos.

Querellantes y organismos de derechos humanos se quejaron de estas situaciones en una carta dirigida a la Cámara de Casación, que ahora pidió un informe a los jueces.

Mientras tanto, el tipo y el resto de los acusados siguen disfrutando de los beneficios de cierta manera de practicar la Justicia.

http://elmarplatense.com/2016/12/20/causa-cnu-prision-perpetua-para-demarchi-durquet-y-otero/

El Tribunal Oral Federal N° 1 de Mar del Plata resolvió condenar a prisión perpetua al exfiscal Gustavo Demarchi, al igual que lo dispuesto para Mario Ernesto Durquet y para el exsuboficial del Ejército Fernando Alberto Otero, en el marco de la causa que investigaba el accionar de la denominada Concentración Nacional Universitaria (CNU).

Además, José Luis Granel fue condenado a siete años de prisión, Juan Pedro Asaro a cinco (que ya fueron cumplidos con prisión preventiva, por lo que quedará en libertad), y Roberto Alejandro Justel y Juan Carlos Asaro a tres años. Raúl Rogelio Moleón y Raúl Arturo Viglizzo fueron absueltos.

El fallo del tribunal integrado por Luis Imas, Víctor Bianco y Alfredo Ruiz Paz, es inédito en el país ya que, haciendo caso omiso al planteo de la defensa, los magistrados consideraron que se trataba de delitos de lesa humanidad pese a haber sido cometidos antes del comienzo de la última dictadura cívico militar. Además, se trató del primer juicio a civiles de la ciudad de Mar del Plata.

A todos se los acusó por integrar una asociación ilícita, enmascarada en la Concentración Nacional Universitaria y conformada para cometer delitos, bajo protección estatal y con el entonces fiscal Gustavo Demarchi como jefe. Algunos son acusados también por ocho crímenes que tenían la misma marca.

Luego de escucharse a 125 testigos, incorporar otras declaraciones por lectura, analizar nutrida documentación que va desde recortes periodísticos de la época hasta informes de inteligencia, el Ministerio Público Fiscal –representado por los fiscales Daniel Adler, Laura Mazzaferri y Eugenia Montero- desarrolló su alegato durante tres jornadas, que concluyó con los pedidos de pena para todos los imputados del juicio en el que se juzga el accionar de un grupo violento que secuestró y asesinó en la antesala del último golpe cívico militar, organizados en la Concentración Nacional Universitaria.

Autor: Sergio

boquense ortodoxo

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s